Botellas y sifones antiguos o reciclados, perfectos para conseguir una decoración vintage llena de encanto.